Loading

Uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta en nuestra nueva era de las ciencias sociales aplicadas, la sostenibilidad y el “Design Thinking” tiene que ver con las medidas preventivas de los proyectos extractivos.  Sin embargo, con los proyectos que se encuentran en vigencia es usual tener que tomar medidas frente a consecuencias negativas de acciones pasadas que no tuvieron en cuenta estos paradigmas de la investigación, el diseño y la planeación.

Los aspectos más importantes al evaluar las consecuencias de la producción industrial y de la minería y extracción suelen abarcar:

1- El grado de urbanización de las comunidades, que usualmente tienden a ser rurales, aunque no siempre es el caso.  Hemos participado de casos en los que la extracción ocurre dentro de una gran ciudad, altamente poblada y con problemas de pobreza.  Cuanto más rurales sean estas comunidades la sensibilidad frente a las diferencias culturales y el manejo de los ecosistemas adquiere mayor relevancia.  Esto no quiere decir sin embargo que dentro de las ciudades no haya que diseñar soluciones sensibles a la fauna urbana y a las solicitudes democráticas de minorías establecidas.

La periferia de las ciudades, justo donde colinda lo rural, suele ser alcanzada por la ciudad rápidamente. Los recursos naturales se hacen necesarios y la legislación puede cambiar.
La periferia de las ciudades, justo donde colinda lo rural, suele ser alcanzada por la ciudad rápidamente. Los recursos naturales se hacen necesarios y la legislación puede cambiar.

2- La propiedad privada, en particular sobre la tierra.  Es normal encontrar que las tierras habitadas por las comunidades se encuentren en algún tipo de proceso civil, penal o judicial.  Las tierras pueden estar siendo solicitadas por familias, organizaciones privadas o públicas; pueden estar sujetas a diferentes tipos de impuestos bajo diferentes figuras e incluso pueden estar en pleito a causa de desplazamientos forzosos, guerras civiles, cambios de administración pública y otros aspectos típicos aún en el siglo XXI.

3- Los intereses de los grupos organizados y no organizados, ya que es recurrente también encontrar conflictos de intereses entre los actores involucrados.  Los conflictos de intereses no son únicamente utilitarios o “de mercado”, suelen también ser emocionales, culturales, espirituales o incluso de “timing” -los ritmos sociales y empresariales en ocasiones entran en conflicto-.

El impacto antes, durante y posterior a la actividad extractiva. Cuando las partes no encuentran un espacio de negociación, el impacto suele ser negativo para todas las partes.
El impacto antes, durante y posterior a la actividad extractiva. Cuando las partes no encuentran un espacio de negociación, el impacto suele ser negativo para todas las partes.

4- La legislación vigente, en contraste a la legislación anterior o propuestas actuales de cambios futuros en cualquier ley o decreto que incida sobre las comunidades, la tierra y la actividad empresarial- industrial, sea pública o privada.  Porque la ley tiene fecha, y hay documentos varios que pueden haber sido producidos en diferentes etapas y que están sujetos a decisiones judiciales con retroactividad o sujetos a futuros cambios por legislación nacional o regional.

 

Procesos de extracción en el desierto del norte Chileno, ruta de La Serena
Procesos de extracción en el desierto del norte Chileno, ruta de La Serena

5- La seguridad física y psicológica de las partes.  Cuando las negociaciones, planeación y diseño de los proyectos no es sensible a los intereses de todos los afectados por los procesos, y cuando los procedimientos no son comunicados debidamente, grupos tienden a tomar medidas por la fuerza, actos de vandalismo o “resistencia”, dependiendo de la perspectiva.  Adicionalmente, donde se produce riqueza o donde se encuentra naturalmente, suele existir crimen en diferentes grados.  Es usual tener que incluir a bandas criminales dentro de la evaluación o planeación, ya que estas pueden tener control o influencia sobre algunos grupos, territorios o procesos.

6- El plan económico, la rentabilidad, sostenibilidad y la tributación.  Las políticas públicas y privadas del manejo de los residuos, la actividad económica secundaria, los planes de contingencia frente al abandono de la actividad en el futuro y su efecto sobre la comunidad, suelen ser el centro tanto de la negociación como del éxito de este tipo de proyectos.

La actividad industrial y extractiva a gran escala suele generar actividad económica secundaria y terciaria alrededor de la cual se reúne la comunidad aprovechando la nueva demanda y oferta de bienes y servicios.
La actividad industrial y extractiva a gran escala suele generar actividad económica secundaria y terciaria alrededor de la cual se reúne la comunidad aprovechando la nueva demanda y oferta de bienes y servicios.

7- También es usual encontrarse con otras variables esporádicas como hallazgos de tipo arqueológico, geológico o residual de antiguas actividades industriales, entre otras.

Estos y los demás niveles disciplinarios de evaluación, diseño e implementación suelen servir como base para las medidas de contingencia con la comunidad y los organismos públicos.  No sólo son clave para el ejercicio de “planning” interdisciplinario, sino para las comunicaciones con comunidad, entes gubernamentales y la audiencia general.

Para conocer más de nuestros estudios de impacto en las comunidades te invitamos a contactarnos.  Los estudios Holistics se convierten en implementaciones en gestión cultural y tecnológica.

Top